top of page

El comercio mundial se estabiliza tras años de pandemia y guerras


Después de una extensa temporada de caídas como resultado de las reputaras en las cadenas de suministro y saturaciones en los principales puertos marítimos a causa de la pandemia de COVID-19, el comercio internacional de mercancías muestra cierta estabilización de acuerdo a los resultados del Barómetro del Comercio de Mercancías de la Organización Mundial de Comercio (OMC) que fueron difundidos a finales de mayo.


No obstante, a pesar de la recuperación en esta actividad económica, el comercio mundial no ha podido recupera el vigor que tenía antes del 2020. La OMC ha pronosticado que los flujos globales del comercio de productos podrían tomar una tendencia accidentada.


A pesar de que el COVID-19 ya no representa una amenaza para la salud mundial, en el primer trimestre de 2023, el comercio internacional de mercancías continuó deprimido. Sin embargo, los indicadores prospectivos apuntan a un posible cambio de tendencia en el segundo trimestre del presente año.


El Barómetro del Comercio de Mercancías es un indicador adelantado compuesto del comercio mundial, que proporciona información en tiempo real sobre la trayectoria del comercio de mercancías en relación con las tendencias recientes. El número 100 es una cifra estándar que índica si el comercio se encuentra por arriba o debajo de la tendencia. Si los valores del barómetro son inferiores a 100 indican que el comercio de mercancías ha caído por debajo de la tendencia, mientras que si son superiores a 100 se asocian a volúmenes comerciales por encima de la tendencia.

En la última lectura del valor del índice del barómetro, esté se incrementó hasta 95,6 frente a 92,2 en marzo. A pesar del significativo aumento, los índices continúan por debajo del valor de referencia de 100, lo cual representa una estabilización por debajo de la tendencia y el comienzo de un repunte de los volúmenes del comercio de mercancías.


En los últimos años, han surgido varios acontecimientos que han frenado la recuperación del comercio internacional en su totalidad a pesar de haber superado casi por completo la pandemia de COVID-19.


En el cuarto trimestre de 2022, el volumen del comercio de mercancías disminuyó 2.4% con respecto al trimestre anterior y 0.8% con respecto al mismo periodo del año anterior. Esta caída en el cuarto trimestre se debió a varios factores como: la guerra en curso en Ucrania, los altos niveles de la inflación y el endurecimiento de la política monetaria a escala mundial. Estos sucesos extendieron sus efectos en la economía aún en el primer trimestre de 2023. Sin embargo, el reciente repunte de los pedidos de exportación apunta a un aumento de la demanda de bienes comercializados en el segundo trimestre.


El posible aumento en el comercio mundial es confirmado por múltiples estudios que concuerdan con un significativo aumento en la demanda. Por una parte, la OMC publicó el 5 de abril, que prevén un crecimiento de 1.7% del comercio mundial de mercancías en 2023. También, el índice de productos de automoción ha subido firmemente por encima de la tendencia gracias a las fuertes ventas en Estados Unidos y Europa situándose en 110.8. Al mismo tiempo el índice de pedidos de exportación, tiene un alto valor predictivo, logró colocarse en 102.7, cifra que supera la tendencia después de una caída tras el estallido de la guerra en Ucrania.

13 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page