Tratado comercial México-Corea del Sur. Ventajas y desventajas.


México y Corea del Sur han desarrollado buenas relaciones entre si. La nación asiática ha mostrado un gran interés por nuestro país. Ver turistas y residentes coreanos es cada vez más común; sin embargo, este interés no es sólo recreativo, sino también comercial.

A principios de marzo del presente año, la secretaria de Economía, Tatiana Clouthier, informó que México ha comenzado con las negociaciones con Corea del Sur para concretar un tratado de libre comercio. No obstante, las interacciones entre ambas culturas tan distintas no es un hecho reciente.

Las relaciones comerciales de México con Corea se desarrollan en los principios de la década de los 60’s; no obstante, empezaron a intensificarse en los 90’s gracias a una serie de diversos acuerdos, convenios y protocolos firmados entre los gobiernos de ambos países. A pesar de no tener un tratado de libre comercio, el volumen comercial bilateral se ha quintuplicado desde entonces. Por ejemplo, para el 2010, el comercio entre los dos países alcanzó los 13 mil 660 millones de dólares, lo cual representó una transacción de 37.4 millones de dólares diarios.


Entre el 2010 y 2020, el comercio bilateral creció 46%, y las exportaciones mexicanas aumentaron 470% en el mismo periodo según cifras de la Secretaría de Economía.

Corea del Sur se ha convertido ya en el quinto mercado internacional para bienes producidos en México, por encima de otros socios con relaciones más desarrolladas. Además, existen más de 2000 empresas coreanas invirtiendo en el territorio nacional, lo que convierte al Estado asiático en el séptimo mayor inversionista internacional muy por delante de Japón y China.



Actualmente, dos terceras partes de las principales exportaciones mexicanas a Corea son autopartes, maquinaria y equipo electrónico. Asimismo, el petróleo y minerales representan más del 40% de los insumos mexicanos vendidos en aquel país. Aunque enfrentemos a nivel internacional una gran competencia en productos como son los aguacates, el limón y los cítricos, la carne sigue siendo el principal rubro de exportación a Corea.

Desde 2006, Corea ha tratado de negociar un tratado de libre comercio con México, pero no se ha logrado concretar, pues las negociaciones se habían suspendido hasta entonces. Sin embargo, en medio de crecientes tendencias proteccionistas, la implementación de nuevos esquemas comerciales es indispensable en un momento en que la dinámica económica internacional se está empezando a concentrar en la región Asia-Pacífico y el Sudeste Asiático.


De acuerdo con declaraciones dadas por Tatiana Clouthier, secretaria de Economía, los beneficios de un tratado de libre comercio se encuentran mayores exportaciones sin arancel de México hacia Corea del Sur, además de la transferencia de tecnología e inversión.


El 80% de los productos que viene de Corea al día de hoy entra sin arancel, el 5% entra con un arancel de menos del 15% y nosotros solo exportamos el 20% sin arancel, entonces tenemos 80% de posibilidad y esto es por lo que vamos”, comentó Clouthier tras participar en el Women Economic Forum (WEF) que se celebra en la CDMX.

Sin embargo y por otra parte, la Confederación de Cámaras Industriales (Concamin), la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) y la Cámara Nacional de la Industria Textil (Canaintex) han mostrado preocupación por los efectos negativos que traería a la industria mexicana un acuerdo comercial con Corea del Sur.


El rechazo se debe a que ambos son países manufactureros, y por consecuencia competidores en el mercado internacional. Según los argumentos de estos organismos, un tratado de libre comercio podría hacer que Corea remplazara reemplazar las cadenas de suministro mexicanas al tener desarrollo tecnológico e industrial más grande que el nuestro.


Innegablemente, en materia de competitividad y desarrollo tecnológico, Cora del Sur es un país mucho más adelantado que México. Sin embargo, este tipo de discusiones y miedos también se produjeron con el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN). Los argumentos eran muy parecidos. Sin embargo, el tiempo ha demostrado lo contrario, el libre comercio ha fortalecido y desarrollado la economía mexicana, convirtiendo a nuestro país en una pieza clave en la cadena de suministros globales. México debe incrementar su competitividad, así como invertir más en tecnologías y habilidades que permitan a los productos nacionales poder acceder más fácilmente a mercados internacional sin la necesidad de barreras proteccionistas.


53 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo

El lunes 15 de agosto, México y Canadá lanzaron el Diálogo Económico de Alto Nivel (DEAN) con el objetivo de brindar una oportunidad para que Canadá y México aumenten su colaboración mutua, fortalezca